jueves, 10 de octubre de 2013

OSHO ,,, TANTRA


Samadhi y sexo son expresiones de la misma energía
“El Tao tiene su propio Tantra. La primera cosa: El Tao nunca se divide en lo inferior y lo superior, esa es su belleza. En cuanto divides la realidad en lo inferior y lo superior te estás volviendo esquizofrénico. En cuanto dices que algo es sagrado y algo es profano te has dividido. En cuanto dices que algo es material y algo es espiritual te has dividido, has dividido la realidad. La realidad es una. No hay ni materia ni espíritu. La realidad es una. Se expresa a sí misma de muchas formas: en un nivel como material, en otro nivel como espiritual. Lo espiritual no es más alto y lo material no es más bajo; ellos están en el mismo nivel. Esa es la actitud del Taoísmo. La vida es una. La existencia es una. Es una tremenda unidad y no hay evaluación.
La primera cosa en el Tao es abandonar la dualidad. El sexo no es más bajo y samadhi no esmás elevado. Samadhi y sexo son expresiones de la misma energía. No hay nada loable respecto al Samadhi y no hay nada condenable respecto al sexo. La aceptación del Tao es total, absoluta. No hay nada equivocado respecto al cuerpo, y no hay nada hermoso respecto al espíritu – los dos son hermosos. El Diablo y Dios son uno en el Tao, cielo e infierno son uno en el Tao, bueno y malo son uno en el Tao – esta es la mayor comprensión de la no-dualidad. No hay condena ni preparación. ¿Prepararse para que? Uno simplemente tiene que relajarse y ser".


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada